Finanzas personales

Cómo manejar tus finanzas personales para el éxito profesional

Javier Buendia

finanzas personales

No es muy fácil tener tus finanzas personales organizadas, pero con algunos consejos y pasos probablemente lo puedas lograr como todo un profesional, ¡Atento!


¿Estas tratando de ahorrar pero cada vez que lo intentas ves que tus ingresos continúan igual de escasos? ¿No ves manera de reducir los gastos semanales o mensuales? Si tu objetivo es claro y pretendes mejorar tus finanzas personales empieza desde hoy a ahorrar con estos prácticos consejos:

Comienza tus finanzas personales con objetivos


La primera cosa que deberías hacer es escribir objetivos específicos sobre qué quieres hacer con tu vida y tu dinero. Las finanzas pueden afectar muchas áreas diferentes de tu vida.

Comienza estableciendo objetivos a largo plazo como salir de deudas, comprar una casa o retirarte temprano. Estos objetivos pueden ayudarte a enfocarte en tus objetivos a corto plazo. Prioriza tus objetivos para ayudarte a crear un plan (que es el siguiente paso). Establece objetivos a corto plazo como seguir un presupuesto, disminuir tus gastos o dejar de utilizar tus tarjetas de crédito.

Crea un plan para tus finanzas personales


Un plan te ayudará a lograr tus objetivos. El plan debería tener múltiples pasos. La primera parte de él debería ser tener control de tu presupuesto. Necesitas crear un plan de gastos. La segunda parte de tu plan debe ser salir de deudas.

Tu presupuesto es la clave del éxito. Es la herramienta que te dará más control sobre tu futuro financiero. Usa una aplicación para manejar tu presupuesto, hay muchas disponibles.

Atento al presupuesto de tus finanzas personales


Tu presupuesto es una de las más grandes herramientas que te ayudarán a tener éxito financiero. Te permitirá crear un plan de gastos de modo que puedas enfocar tu dinero para ayudarte a lograr tus objetivos.

Lleva un diario de gastos


Durante al menos un par de meses, anota todo lo que gastas, detallando no sólo el monto sino el concepto, la fecha, e incluso la hora: esto te ayudará a encontrar patrones en tus hábitos de consumo, y a determinar, por ejemplo, si gastas más un determinado día o a cierta hora, o si estás gastando demasiado en una categoría que no deberías.

Consulta el estudio completo en:

Cómo manejar tus finanzas personales para el éxito profesional